Anécdotas y curiosidades


Problema de ajedrez Excelsior por Sam Loyd

Samuel Loyd (más conocido como Sam Loyd) en Era-Londres (1861), publicó Excelcior uno de sus problemas más famosos para su amigo, Denis Julien, quien se vanagloriaba de que el siempre podía encontrar  la solución a un problema de ajedrez.

Sam Loyd, London Era, 1861

Problema de ajedrez Excelsior

Loyd compuso este problema como una broma y desafió a Julien a que no sería capaz de elegir una pieza que no fuera capaz de dar mate (Julien que inmediatamente identificó al peón b2) como el que era menos probable de dar mate, sin embargo como se muestra en la solución Loyd logra dar mate en cinco jugadas con el peón que inicialmente estaba en la posición b2. Cuando el problema se publicó fue con la instrucción de que el mate de las piezas blancas debía ser dado por "la pieza o peón menos probable".

El mismo problema se presentó en un concurso en París en 1867 y fue galardonado con el segundo premio. La solución sigue: 

¿Cómo llegar a esta posición en 4 jugadas?

Problema retrospectivo de Sam Loyd - 1875

Curiosidades de Ajedrez, Cómo llegar a esta posición en 4 jugadas

La posición que se muestra en la figura de la izquierda parece imposible que, en sólo 4 jugadas, el rey blanco se encuentre en la cuarta fila y además reciba mate, en el siguiente visor PGN veamos cómo se puede hacer.

El rey y el alfil juegan a los indios

El rey y el alfil juegan a los indios

<br />
El rey y el alfil juegan a los indios

Las blancas juegan y ganan

En el diagrama de la izquierda se puede observar la situación incómoda para el bando blanco, sin embargo existe una secuencia de jugadas para las blancas que les permitirá obtener el triunfo. ¿Cómo lo lograrán?

Poema Ajedrez de Jorge Luis Borges

I
En su grave rincón, los jugadores
rigen las lentas piezas. El tablero
los demora hasta el alba en su severo
ámbito en que se odian dos colores.
Adentro irradian mágicos rigores
las formas: torre homérica, ligero
caballo, armada reina, rey postrero,
oblicuo alfil y peones agresores.
Cuando los jugadores se hayan ido,
cuando el tiempo los haya consumido,
ciertamente no habrá cesado el rito.
En el Oriente se encendió esta guerra
cuyo anfiteatro es hoy toda la tierra.
Como el otro, este juego es infinito.
II
Tenue rey, sesgo alfil, encarnizada
reina, torre directa y peón ladino
sobre lo negro y blanco del camino
buscan y libran su batalla armada.
No saben que la mano señalada
del jugador gobierna su destino,
no saben que un rigor adamantino
sujeta su albedrío y su jornada.
También el jugador es prisionero
(la sentencia es de Omar) de otro tablero
de negras noches y blancos días.
Dios mueve al jugador, y éste, la pieza.
¿Qué Dios detrás de Dios la trama empieza
de polvo y tiempo y sueño y agonías?



Poema de Jorge Luis Borges (1899-1986) de su obra El Hacedor (1960) Alianza Editorial, Argentina, 1983

La Jaula de hierro de Tamerlán (ajedrez artístico)

Figura: La jaula de hierro de Tamerlán

La jaula de hierro  Tamerlán, mates artísticos

La jaula de hierro de Tamerlán es uno de los problemas más curiosos que se han compuesto en la historia del ajedrez. Causó furor en el Siglo XIX, aunque hoy en día no se le da tanto valor ya que en las composiciones se toman en cuenta aspectos distintos. La idea que subyace de este problema, lograr que el rey quede encerrado por sus propios peones, ha sido utilizada por multitud de compositores que han creado nuevas versiones distintas, en algunos casos muy curiosas.

Lo sorprendente de esta posición es que se asemeja a lo ocurrido en la batalla real. Las blancas, al igual que las tropas de Tamerlán, comienzan una serie de sorprendentes movimientos que decantarán la lucha a su favor. También llama la atención que el rey negro se encuentra en el centro del tablero, tal y como Bayaceto se encontraba al frente de sus tropas, riesgo que le valió ser capturado (y al rey negro ser encerrado en la jaula).

¿Cuál es el número mínimo de jugadas para eliminar todas las piezas del tablero?

¿Cuál es el número mínimo de jugadas necesario para eliminar todas las piezas del tablero?, Pues las jugadas míminas son 17. Esto lo descubrió Sam Loyd en 1866 y es la forma de conseguirlo.

Un famoso final compuesto por Reti

Amilcar Celaya cuenta en el prólogo de la edición de una serie de conferencias que dio Reti en español, durante su permanencia en Argentina y que se publicaron bajo el título "Curso superior de Ajedrez" Buenos Aires 1930, una anécdota que citamos textualmente:

"Cuando los maestros europeos se embarcaron en Hamburgo para Nueva York con objeto de participar en el gran certamen internacional que se iba a desarrollar en esa ciudad, Reti mostró algunas de las composiciones suyas a sus colegas y compañeros de viaje, encareciendo especialmente la dificultad de una de ellas, a pesar de la sencillez del material empleado: caballo y peón contra dos peones, el doctor Lasker se interesó vivamente por este final y se dispuso a resolverlo.

Como Reti le volviese a advertir que el estudio era muy difícil, el viejo campeón del mundo le contestó sonriente que estaba dotado especialmente para resolver esa clase de tareas y que al otro día, a más tardar hallaría la solución exacta.

Transcurrió el plazo fijado por él mismo y el veterano maestro, movía y removía la posición de las piezas sin dar con la solución correcta. Lasker perdía el atildamiento que nunca tuvo y por fin a los ocho días exactos desde que hizo el primer intento y con los ojos enrojecidos de no haber dormido durante una semana, dio con la clave del estudio".

Reti le quita el sueño a Lasker, entonces si un campeón del mundo tarda 8 días en solucionar el problema ¿cuánto tardaremos nosotros?

La partida más corta de ajedrez

La partida de ajedrez más corta jugada en un torneo internacional de maestros (intentando jugar bien por parte de ambos bandos) es la siguiente miniatura de sólo cuatro jugadas. A pesar de que otras partidas han sido más cortas, ello se ha debido a la extravagancia de uno de los bandos que ha abandonado sin razón lógica en una o dos jugadas. La partida que sigue fue jugada entre Gibaud y Lazard en el torneo de París de 1924. Su desarrollo como podemos ver en la siguiente secuencia de jugadas fue como sigue:

Gibaud y Lazard en el torneo de París de 1924. Apertura de peón de dama.

El problema inmortal

De la misma manera que existe la partida inmortal, jugada en Londres en 1851 por Anderssen contra Kieseritzky, también existe el problema que en su día fue bautizado como "inmortal". Se trata de un estudio creado por el Dr. Conrad Bayer en 1856. El hecho de que se puedan sacrificar todas las piezas blancas y dar mate con un solitario peón, en nueve jugadas, realza la belleza de este problema. La secuencia para dar mate en nueve jugadas con un solo peón es la siguiente:

Una pareja de alfiles inútiles

La posición del diagrama refleja un caso extremo donde se comprueba lo inútiles que pueden ser los alfiles en posiciones cerradas. Una anécdota explica que esta posición fue presentada por el jugador Neumann a  Nimzowitsch, que era un fanático admirador de la potencia de la pareja de alfiles.
El Maestro le dijo:
-¿Cree usted que la pareja de alfiles es siempre decisiva?
- Sí, respondió Nimzowitsch.
-Pues en la posición del tablero puedo entregarle mis piezas y usted no podrá ganarme con sus dos alfiles -dijo Neumann.
-¿Cómo? -replicó Nimzowitsch.
-Así -respondió Neumann.

Anécdotas y curiosidades una pareja de alfiles inútiles

Los diez mejores del mundo

2700chess.com for more details and full list

Contenido reciente

hace 14 semanas 20 horas
hace 14 semanas 20 horas
hace 14 semanas 2 días
hace 14 semanas 2 días
hace 14 semanas 3 días
hace 14 semanas 3 días

Inicio de sesión

Ajedrez Utea en Facebook
Ajedrez Utea en Twitter
Ajedrez utea en Youtube
Ajedrez de Google